No soy de maquillarme mucho. No uso ni sombras ni demasiada base y raras son las veces en las que me pinto los labios. Sin embargo, casi siempre uso mis máscaras de pestañas. Sisi, he dicho mis, en plural. Fiel a mi misma (y sobre todo a mi eterna y constante indecisión), he probado muchas marcas y modelos diferentes y he optado, desde hace años ya, en una particular forma de maquillarme las pestañas: uso diferentes modelos, aplicando varias capas…¡y me va divinamente!

¿Mi favorito? Telescopic, de L’Oréal. Tengo la suerte de tener unas pestañas bastante largas, y este es el modelo que más me las define y resalta. Siempre uso el serum de la misma marca por las noches y nunca salgo de casa sin un toque del Inimitable de Chanel. En cuanto a novedades se refiere, acabo de descubrir un modelo innovador y bastante efectivo: Haute & Naughty Lash, de MAC. Incluye un dosificador ideal que da dos opciones: aportarle un extra de volumen a la mirada o simplemente definirla. Aún no me ha conseguido separar de mi ritual “multi máscaras”…pero me han convencido bastante, así que nunca se sabe…

Advertisements