Consumir. Gastar. Comprar. Tener. Novedad. ¿Porque me gustará tanto ir de tiendas? ¿Cual es el fin de poseer tantos bolsos y un armario repleto de “trapos” cada vez mas parecidos y menos usados? ¿De que sirve? ¿Superficialidad? ¿Victimismo del consumismo? ¿Consecuencia del vacío? No lo creo, o al menos espero que no sea así… Simplemente se trata de un gusto por la novedad y de una de las mayores características de mi personalidad: las ansias de cambio y renovación constantes. Ya de pequeña, a la hora de ir al colegio, me costaba menos levantarme de la cama si sabia que tocaba ponerse un pantalón sin estrenar o llevar algún estuche o bolsito recién comprado. Por eso mismo creo que me gusta la moda en general. Por el cambio, el disfraz, lo nuevo. Por eso me gasto gran parte  del dinero que tengo en faldas, camisetas, zapatos, bolsos (¡ô, gran perdición!). Por eso me encanta pasear por las plantas de las tiendas de ropa, las librerías, los grandes almacenes. ¿Materialista? Pues si, lo admito. ¿Enfermiza y consumista sin limites? De ninguna manera. Sé controlarlo. Sé que todo no son trapos y trastos. No podemos olvidar que demasiado consumismo es lo que nos esta matando. Ultimamente, hay cosas mas importantes para mí que comprar moda. ¿Por ejemplo? ¡Estudiarla!

Advertisements