De niña, siempre he sido FAN de algo (o sobre todo de ALGUIEN). Nunca he sido dada a medias tintas (y hoy en dia tampoco). O me APASIONA algo (o alguien), o “ni fu ni fa”. Como dice un amigo de mi padre ” A la nena, cuando y da, dai fuerte!”. Y es verdad. Recordando “viejos tiempos”,  puedo dividir mi infancia/adolescencia o pre adolescencia por pasiones. Primero hubo Macauley Culkin y su problema con los aviones. Mi primer GRAN amor. Luego aparecieron los Backstreet Boys (mi prima vivía por Brian y yo llorába por Nick). Pero entonces conocí a Travolta, su atuendo de cuero ,esos andares y su chulería al son de Grease. Nuestra historia duró bastante, dejandole paso a Mulder y a Expediente X. Más tarde, recuerdo horas de espera en las colas de los conciertos de Eminem ,con el que creo que se acabarón las relaciones platonícas, desmesuradas y bastante ridículas, dejando paso a cierta madurez, pero manteniendo esa aptitud a sentir admiración por ciertas personas totalmente desconocidas, a través de sus obras (pienso en Tarantino, Allen, Galliano, Meryl Streep y tantíssima gente…) y esa tendencia a enamorarme con demasiada fuerza cuando lo hago de verdad, con personas REALES.

Pero entre tanta locura, nunca olvidaré mi mayor pasión (y la de muchíssimas niñas de mi edad). Miles de niñas histerícas gritaban su nombre a la primera de cambio, los cines reventaban de chicas viendole morir en un mar helado, las paredes de los cuartos de todas las 15 añeras estaban tapadas por su imagen, hasta se le llamaba por su apodo: LEO. Di Caprio era esa carita de niño/niña tan angelical, que nos volvía locas a todos con su “If you jump I jump”.Pero Leo es muchissimo más. Han pasado ya muchos años desde Titanic, y ( al igual que yo), Leonardo ha envejecido. Pero sigue siendo ese actorazo de “Gilbert Grape”. Por eso sigo viendo y esperando sus películas, y nunca me decepcionan sus actuaciones. Todo el mundo tiene una especie de “actor fetiche” o favorito. Pues eso, mi actor favorito es Leo.

Advertisements